Se ha producido un error en este gadget.

miércoles, 30 de marzo de 2011

LA GALLEGA CON CAVIAR DE BERENJENA

Hoy no vengo con nada dulce, sino con un plato salado y sabroso.  Este fue una creación que resultó de las ganas de participar en un concurso donde solo había que presentar platos que su ingrediente principal fuera la harina de trigo.

Entonces hice un plato fusión, o sea, fusioné dos culturas, la española con la receta de la empanada gallega, contando con la asesoría de mi amigo español Luis Miguel Cortes, rellena con el famoso caviar de berenjenas, que tantos piropos me ha merecido.

Aquí les presento la receta completa, con la cual gané el segundo lugar en el concurso.


Masa:

1 paquete de harina de dos libras
1 cda. de levadura
1 barra de mantequilla derretida
4 huevos
4 cdas. de aceite
1 taza de leche tibia
2 cdtas. de sal
2 cdtas. de azúcar

Para el relleno:

3 berenjenas asadas y peladas hechas puré
½ taza de tomates maduros bien picaditos
1 cebolla blanca picadita
2 puerros picaditos (parte verde)
3 hojas de albahaca picada
1 cdta. orégano verde picadito
½ cdta. sal
¼ cdta. azúcar
2 cdas. vinagre de vino rojo
4 cdas. aceite verde

PREPARACION

Primero preparamos la masa poniendo a la leche tibia un poquito de azúcar y rociamos la levadura, también añadimos una pizca de harina para que suba más rápido.

Dejar levar y cuando esté lista echamos la harina en la batidora, la sal, 2 cucharaditas de azúcar, la leche, el aceite, los huevos batidos, la mantequilla y mezclamos.  Terminamos de unir con las manos y la ponemos en un envase engrasado.  Tapamos y dejamos subir hasta doblar su volumen.

Mientras preparamos el relleno uniendo todos los ingredientes.  Cuando la masa doble su volumen forramos una bandeja engrasada con papel encerado y le ponemos una capa con la mitad de la masa, luego el relleno y por último el resto de la masa.

Llevamos al horno precalentado a 350 grados por 25 o 30 minutos.


Buen provecho!

EL CUMPLE DE NASHLEY.

Que fin de semana mas ocupado, solamente con el pedido de la niña Nashley, una nieta que me saque, tenia para tener toda una semana de ajetreo; entre la decoracion de la actividad, que fue realizada en mi casa y que tenia a Kathy a la cabeza de la misma, las invitaciones, la preparación de los regalos de los niños, la elaboración de la mesa de dulces, en fin, que terminamos durante varios días acostándonos de madrugada, para quedar bien con tan distinguida cliente. 

Ese equipo compuesto por Kathy, Jessica, Eva Maria mi hija y una servidora, no tuvo descanso ni reposo hasta el día de hoy que acabamos de entregar los alquileres. Uffff! Pero la historia del bizcocho es aparte.  Cuando le enseñe a Kathy el tamaño del que yo pretendía hacer me dijo:  No, no, no doña, ese bizcocho tiene que ser bien grande, porque como vamos a presentar un bizcochin en la casa donde se hacen los bizcochos.  Oh Dios, tuve hasta que coger una batidora extra prestada para dar a vasto con la elaboración del suspiro.

Aquí les dejo algunas imágenes de la actividad, que aunque nos dejo muy estropeadas, la disfrutamos tanto como la cumpleañera.